El resultado de las elecciones del domingo 14 de noviembre dio mucho que hablar en todo el país, en especial por la situación del quórum propio en el Senado y la pelea voto a voto por la primera minoría en Diputados. Pero también hay algunos cruces en los días posteriores, que en algunos casos venían de arrastre desde las PASO.

Uno de ellos tuvo lugar en Tucumán, luego de que el intendente capitalino, Germán Alfaro, anunciara que no asumirá su banca como senador para quedarse en el municipio. De esta manera, en su lugar entrará a la Cámara Alta nada más ni nada menos que su esposa, Beatriz Ávila, quien iba segunda en la boleta y es actual diputada nacional.

Alfaro justificó su decisión, luego de que su espacio político no obtuviera un lugar en la mesa de conducción del Concejo Deliberante y se ejecutara la reelección de las autoridades a cargo del PJ y de Fuerza Republicana. 

Y disparó: "Dice el presidente del Concejo que los tucumanos me eligieron para ser senador: es verdad, pero es una verdad a medias. Porque los vecinos de la capital dijeron el domingo, al igual que en 2019, y en 2017 y en 2015, que quieren estar gobernados por Juntos por el Cambio y no por el PJ y por FR, que salieron, cómodos, en segundo y en tercer lugar”, sentenció el referente de la oposición".

La candidatura testimonial había sido advertida hasta por los propios, José Cano y Silvia Elías de Pérez fueron a interna contra Alfaro y en la previa a las PASO advertían que podría darse esta situación. 

Incluso la titular de la Coalición Cívica Elisa Carrió se metió en la discusión en aquel momento. “Les pido que voten a José Cano los que no quieran ser traicionados después”, apuntó Lilita días antes de los comicios del 12 de septiembre.

Y sentenció: "Van a acordar con el gobierno y con cualquiera. Porque estos políticos acuerdan con cualquiera. Juntos por el Cambio tiene que levantarse pero con cuidado para que no nos traicionen. Ahí hay una mujer que votaba con el gobierno. Cuando el intendente quería fondos mandaba a votar a su mujer. Esto es así. Fue un intercambio de fondos a cambio de votos en el Congreso".