El empresario Hugo Sigman salió esta mañana al cruce de la periodista Laura Di Marco, quien publicó una nota en el diario La Nación insinuando que Grupo Insud -y mAbxience, laboratorio donde se produce la vacuna de AstraZeneca-Oxford, habían presionado políticamente para trabar la llegada del antídoto de Pfizer y que eso había imposibilitado la llegada del fármaco a la Argentina.

Sigman, en una publicación en sus redes sociales, descartó cualquier injerencia en los acuerdos que cerró o intentó cerrar el Gobierno para la provisión de las vacunas contra el coronavirus. Aseguró que lo une una excelente relación con las autoridades de Pfizer y que mAbxience “no vende la vacuna de Oxford sino que produce el principio activo”. Explicó que el laboratorio no tiene que ver con la faceta comercial de las negociaciones ni con el “lobby empresario” del que habla Di Marco en la publicación.

 

 

El CEO de Grupo INSUD dijo que la Argentina va a necesitar más de las 22 millones de dosis de la vacuna de AstraZeneca-Oxford que corresponden al país y que por lo tanto no tendría sentido que se estuviera obstaculizando un acuerdo. Considera que la acusación periodística es “gravísima” e infundada, según publicó en un hilo de Twitter este lunes. Y concluyó: “Resulta difícil entender por qué, en lugar de sentirnos orgullosos por la fabricación de vacunas en nuestro país, se siembren dudas, sospechas y acusaciones a la moral sin fundamentos”.